20 ago. 2012

Mente sana y cuerpo sano, nutrición inteligente.

Es indudable que la salud es la principal preocupación de todos los seres humanos y la alimentación es una parte muy importante de la buena salud.

La innecesaria ingestión de químicos,  son nocivos para la salud y deteriora el medio ambiente. Se podría decir que los alimentos ecológicos, orgánicos o biológicos, son aquellos alimentos y bebidas producidas sin la utilización de productos químicos en todas las fases de su elaboración.

Los alimentos ecológicos proporcionan además un aporte nutricional más completo que los convencionales y sus efectos en el organismo siempre serán positivos.

Los alimentos ecológicos contienen entre un 40% y un 60% más de vitaminas y minerales que los productos convencionales y menos porcentaje de agua, por lo que aportan más resistencia ante las enfermedades. Se conservan mejor que los tradicionales y poseen un contenido en nutrientes superior al de los productos convencionales.

Lo negativo de estos alimentos se encuentra en el precio, de los alimentos ecológicos son mas caros que los convencionales, si bien esta diferencia se está reduciendo en los últimos años por el aumento de la demanda y ya son muchos los alimentos ecológicos que se pueden comprar, zumos, legumbres, frutas, carne, verduras, vinos, etc. Los consumidores bien informados aceptan este mayor precio de venta ay que entienden que estos alimentos son de mucha mejor calidad.

Los alimentos ecológicos hacen recuperar el verdadero aroma y sabor de las comidas y bebidas.

Estadísticamente, las personas que siguen una dieta lácteo vegetariana tienen una esperanza de vida superior a la de aquellos que comen carne. La capacidad del cuerpo para digerir y metabolizar proteína animal es bastante limitada. Al ingerir proteína animal incrementamos la acidez de nuestros tejidos, lo cual contribuye a la aparición de enfermedades degenerativas como la artrosis y elcáncer. Otras clases de comida que producen exceso de acidez en nuestro cuerpo son las grasas, los azúcares y las comidas procesadas las cuales contienen elevados porcentajes de químicos, como conservantes, en su proceso de elaboración. Por lo tanto, si queremos mantener y mejorar nuestra salud, debemos empezar a reducir nuestra ingestión de carbohidratos desnaturalizados y azúcares, así como de grasas saturadas y proteína animal, y empezar a consumir más alimentos naturales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.