27 ago. 2012

ALIMENTOS PARA EL CÁNCER- DIETA PARA DISTINTOS TIPOS DE CANCER (Parte IV)

DIETA PARA CÁNCER DE ESÓFAGO

Dieta fraccionada, blanda (cremas, gelatinas, helados, purés, licuados) Poca cantidad y frecuente ingesta (recomendado entre 6 y 7 veces al día) Masticar bien y comer lentamente. Beber agua con las comidas. Elevar la cabecera de la cama al acostarse para evitar el reflujo. Evitar el tabaco, el stress, líquidos calientes (té, café, mate).

DIETA PARA CÁNCER DE ESTÓMAGO

Comidas frecuentes (poca cantidad) aconsejables: cremas, gelatinas, helados, carnes blancas (en el caso del pollo quitarle la piel), si se tolera ingerir ajo, es aconsejado hasta 80 grs. de carne roja no ahumada. Evitar cafeína, tabaco y alcohol. Tomar líquidos entre (no durante) las comidas. Comer lentamente, tratar de que la dieta sea blanda.

DIETA PARA CÁNCER HEPATO BILIAR PANCREÁTICO

Informar al paciente que el aumento de bilis puede provocar diarreas. Se deben excluir o reducir estrictamente al inicio y se reincorporan según la evolución: grasas, lactosa, fibra insoluble, líquidos fríos, soluciones hiperosmolares (exceso de mono y disacáridos). Excluir en principio café, mate, alcohol, condimentos picantes, alimentos ácidos. Las grasas se restringen hasta un 20% de las calorías totales. La lactosa se descarta al comienzo para luego incorporarse paulatinamente diluida según situación y hábito previo. Se debe fraccionar la alimentación en 6 comidas de escaso volumen, se reduce la cantidad de fibras, prefiriendo las pectinas, se modifican la cocción por pisado, licuado o rallado. Debe controlarse el uso de sacarosa, se contraindican irritantes y preparaciones frías. Se debe consumir abundante agua, evitar su uso durante las comidas, no la consuma helada, agregue sal en cantidades normales. Todos los alimentos deben ser magros o desgrasados. Las verduras utilizadas serán sin cáscara y sin semilla y se harán en purés o papillas para facilitar la digestión, controlar los azúcares y dulces.


DIETA PARA CÁNCER ANAL

Evitar el estreñimiento. Aumentar el consumo de fibras (10grs.-1000 Kcal.) una cantidad extra de hasta 20 grs. El incremento se realiza gradualmente para la adaptación intestinal. Líquidos aumentados, consumir entre 2 y 3 litros diarios. Se elige agua o jugos de frutas, eventualmente mate u otras infusiones sin azúcar y frío para aumentar el peristaltismo y sin gas para evitar la distensión abdominal. Lubricantes naturales tales como el aceite y la miel, favorecen el deslizamiento de las heces por el tracto intestinal. Agregados probióticos para la reposición de la flora bacteriana (se indican bioyogures resistentes al PH gástrico). Aumento de ácidos orgánicos (contenidos en frutas y verduras). Distribución de las comidas: 4 comidas básicas y 2 colaciones. Una preparación de máximo estímulo como jugos de frutas fríos endulzados con miel y orejones de frutas en compotas o al natural.

DIETA PARA CÁNCER DE COLON Y RECTO

Evitar ciertos alimentos y bebidas gaseosas que distienden el abdomen y pueden causar flatulencias. Masticar correctamente los alimentos para tener buena deglución. Ingestas a horarios fijos y alimentarse correctamente. Alimentos recomendados: Pollo sin piel, pescado al horno. Minimizar el consumo de carnes rojas. Evitar alimentos que producen fermentaciones (legumbres y verduras en exceso). Evitar el exceso de peso. En colestomías derecha o transversa próxima al duodeno, evitar verdura cruda o pastosa, pan integral y bebidas excitantes. Algunas personas toleran mal la leche o el jugo de frutas. Alimentos preferibles para esta patología: Agua sin gas, arroz, pastas, sémola, jamón magro, queso fresco sin fermentación, fruta pelada, leche y yogures descremados (según tolerancia). Legumbres verdes cocidas. Evitar: Gaseosas, cereales, embutidos, paté, quesos grasos (cabra), frutas secas y laxantes juntos, leche entera, legumbres ricas en fibra.

DIETA PARA CÁNCER BRONCOPULMONAR

Beber abundante líquido sin gas (mínimo 2 lts.diarios) Carnes blancas (pollo, pescado sin grasas) Carnes rojas hasta 80 grs. Ingerir frutas y verduras cocidas y tubérculos a gusto. Si hay tolerancia consumir ajo. Consumir diariamente 2 cdas soperas de miel. No ingerir bebidas alcohólicas. No consumir frituras. Tratar de realizar ejercicios respiratorios para mejorar la oxigenación de la sangre.

DIETA PARA CÁNCER DE MAMA

Dieta similar a lo normal de salud. Minimizar la ingesta de carnes rojas (sino, que sean a la plancha con la menor cantidad posible de aceite).

Huevos consumir de preferencia cocidos, no fritos. 

Consumir al menos 10 lts. de leche descremada por día.

2 lts. De agua sin gas al día.

Recomendados: frutas frescas crudas, verduras y tubérculos a voluntad.

DIETA PARA CÁNCER DEL SISTEMA NERVIOSO CENTRAL.

Consumir líquidos sin gas.

Recomendados: verduras cocidas, frutas frescas, gelatinas, cremas heladas (si hay buena deglución)

Carne blanca sin grasa (pollo o pescado) 250 grs. por ingesta.

Minimizar el consumo de carnes rojas, preferentemente cocida (y porción de 150grs. semanal).

Ajo según tolerancia.

No utilizar azúcar refinada.

Dieta sin sal, aderezar con limón.

2 porciones diarias de cereales.



DIETA PARA CÁNCER DE RIÑÓN, VEGIJA Y PRÓSTATA

Consumir abundante líquido (se recomiendan 3lts. Diarios)

Eliminar el consumo de alcohol, café y té.

Aumentar el consumo de frutas y verduras frescas a voluntad.

Se recomienda la ingesta de 125 grs. de cereales diarios.

Ajo si se tolera.

Carnes blancas desgrasadas y en el caso de pollo consumir sin piel.

Carnes rojas hasta 80 grs.



Lorena Lecuna

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.