28 may. 2013

DIABENAT - PRODUCTO NATURAL - PARTE V

¿Qué es la Diabetes?

Definición de la Diabetes

La diabetes mellitus es una enfermedad de etiología no aclarada degenerativa e incurable, caracterizada por hiperglucemia secundaria a un déficit en la acción o en la cantidad de insulina, que de no tratarse adecuadamente puede causar alteraciones metabólicas agudas y complicaciones crónicas que deterioran la función y la estructura de diversos órganos, siendo su tratamiento fisiopatológico y sintomático.

De acuerdo al estudio multicéntrico Diabetes Mellitus Control and Complications Trial (DCCT) y el Stockholm se concluyó que existe relación entre el control de la diabetes mellitus y el desarrollo de las complicaciones en diabetes tipo I y tipo II por homologación. Es decir con el control metabólico del diabético puede reducir el riesgo de complicaciones en la retinopatía 76 %, nefropatía56 % y neuropatía 69 % luego de 5 años de tratamiento.

Por lo tanto un buen control metabólico puede prevenir o retardar la aparición de las complicaciones.

Existe acuerdo en que los picos hiperglucémicos postprandiales, al igual que la hiperglucemia prolongada, tiene una clara vinculación con las complicaciones crónicas de la diabetes mellitus.

Dislipemia y Diabetes.

La diabetes tipo II presenta un aumento al doble o cuádruple del riesgo para la enfermedad coronaria.

La alteración más característica de la dislipemia en el diabético tipo II es la combinación de hipertrigliceridemia , bajos niveles de HDL colesterol y LDL normal.
Cuando el control glucémico es malo, la anormalidad predominante son triglicéridos elevados y niveles de HDL colesterol disminuidos, con LDL colesterol elevados.

Cuando el control glucémico es bueno estas anormalidades lipídicas mejoran, sobre todo VLDL y LDL.

Fitomedicina

Históricamente, los fitofármacos, han pasado de tener un papel fundamental en el arsenal terapéutico a un discreto segundo plano, para volver a tener, en las dos últimas décadas, una presencia cada vez mayor en la terapéutica.
 
El regreso hacia el uso de los productos de origen natural en terapéutica, además del “retorno a la naturaleza” que ha habido de forma general en la sociedad, como respuesta al daño ecológico y cultural que ha provocado el industrialismo, se ha visto favorecido por:
· Las cada vez más numerosas evidencias de los graves efectos secundarios en fármacos de síntesis.

· El avance químico, farmacológico y clínico del conocimiento en torno a los fitofármacos.

· El desarrollo de nuevas formas de preparación y de administración de los fitofármacos.

· El desarrollo de métodos y técnicas que garantizan un mejor control de calidad.
La Fitoterapia utiliza, por tanto, fitofármacos y principios activos aislados de las plantas. Estos productos deberán ser convenientemente preparados, dándoles la forma farmacéutica más adecuada para su administración al paciente.

La OMS ha definido como FITOMEDICINA a la aplicación de principios activos de origen vegetal en terapéutica. Por otra parte, dicha organización ha manifestado en 1996 que el 80 % de la población mundial depende para su atención primaria de su salud, de las plantas medicinales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.